Cada vez que veas el siguiente vídeo escucharás algo diferente aunque nada cambie: el efecto McGurk

Prestad atención a los primeros segundos del siguiente vídeo. Según lo que estéis pensando, según en qué se centre vuestro cerebro, podréis escuchar una frase u otra. La frase siempre será la misma, pero todas las veces que escuchéis el vídeo escucharéis una frase distinta si cambias de pensamiento.

No es un bug de Matrix. No es magia ni brujería. Es solamente una muestra más de lo chapuzas que es a veces nuestro cerebro, y de que la evolución es ciega y azarosa. Bienvenidos al efecto McGurk: lo que los investigadores denominan un ‘fenómeno perceptivo’ y que surge por un desajuste entre señales sonoras y visuales.

¿Bicicleta o Alquiler?

Antes de ver en el siguiente vídeo, pensad en la palabra “bicicleta” o “alquiler”. Cada vez que lo pongáis, escucharéis una u otra palabra, solamente cambiando vuestro pensamiento:

El Efecto McGurk sugiere que, en una charla multisensorial (es decir, en la que nos llega información de distintos sentidos), el cerebro se rige por un principio de ‘inferencia causal’. a partir de un par de sílabas, una visual y otra auditiva, el cerebro calcula la probabilidad de que procedan del mismo hablante, y en función de eso se percibe un sonido y otro. Por eso en el vídeo podéis escuchar “bicicleta” o “alquiler” en función de si estáis pensando en una u otra palabra.

Michael Beauchamp, profesor en el Departamento de Neurociencia del Baylor College of Medicine, explica el efecto McGurk en un estudio: si visualmente vemos unos labios pronunciar la sílaba ‘ga’ y, simultáneamente escuchamos el sonido ‘ba’, nuestro cerebro ‘oirá’ el ‘da’. Es decir, lo que ven los ojos puede cambiar lo que percibe el oído.

Si queréis sentir otra vez la magia, aquí tenéis de nuevo el vídeo (a veces el efecto no es tan potente si se usan auriculares, por cierto):



  ¿Te gusto la noticia? compártela en tus redes sociales.
error: