“Un gran logro de conservación”: vuelven a nacer iguanas terrestres en una isla de las Galápagos tras casi dos siglos

El Parque Nacional Galápagos de Ecuador ha anunciado que tras casi dos siglos han vuelto a nacer iguanas terrestres de la especie ‘Conolophus subcristatus’ en una de las islas del archipiélago.

El comunicado explica que en 1835 el naturalista británico Charles Darwin registró la presencia de una gran cantidad de ejemplares de diferentes edades de este reptil en la isla de Santiago, pero en las expediciones que la Academia de Ciencias de California realizó en 1903 y 1906 ya no se encontró ningún espécimen vivo, por lo que se dio a la especie por extinta a nivel local.

En 2002 se empezó la restauración ecológica de la isla, una de las más grandes del archipiélago. Una de las medidas llevadas a cabo fue erradicar a las cabras y los cerdos, lo que hizo que con el paso del tiempo el ecosistema se recuperara y ofreciera las condiciones necesarias para albergar a una población de iguanas terrestres.

Hace tres años, se reintrodujeron 3.143 ejemplares de ‘Conolophus subcristatus’ con el objetivo de restaurar el ecosistema de la isla y, ahora, tras explorar alrededor de 36 kilómetros cuadrados de terreno se han encontrado nuevos individuos de varias edades, lo que demuestra que la especie se está reproduciendo de manera exitosa.

“Población saludable”

“187 años después, volvemos a presenciar una población saludable de iguanas terrestres, con adultos, juveniles y neonatos en la isla Santiago”, afirmó Danny Rueda Córdova, director del Parque Nacional Galápagos.

En este sentido, señaló que “es un gran logro de conservación” que fortalece las esperanzas de restauración de las islas, que se vieron gravemente afectadas por especies introducidas. “Como autoridad ambiental, continuaremos con la implementación de acciones que permitan acercarnos a la integridad del ecosistema de la isla”, aseguró.

Por su parte, Luis Ortiz-Catedral, responsable de la expedición y asesor científico, indicó que la mencionada isla ya ha empezado a mostrar cambios positivos gracias a la distribución de las iguanas, pues estas abren caminos, remueven la tierra y dispersan semillas. Asimismo, vaticinó que en algunos años se podrán observar cambios en la dinámica poblacional y una mayor disponibilidad del alimento para otras especies endémicas como los gavilanes.

 

rt



  ¿Te gusto la noticia? compártela en tus redes sociales.
error: